Mensaje del Presidente

La Federación Canaria de Municipios asume con ilusión y con gran responsabilidad esta etapa de la Presidencia de la Confederación de Municipios Ultraperiféricos (CMU). Entidad por la que los Ayuntamientos del Archipiélago Canario siempre han apostado e impulsado desde que en el año 2003 fue constituida como órgano de coordinación y cooperación de las regiones alejadas al Continente Europeo.

Son muchos los retos que tenemos por delante y se trata ahora de dar continuidad al trabajo realizado por anteriores presidencias, y también  impulsar nuevos objetivos que durante las diferentes asambleas han sido acordados por los asociaciones miembros. Uno de ellos, quizá de los de máxima importancia, tiene que ver con el refuerzo interno del Municipalismo, estableciendo un régimen de procedimiento o reglamento que nos permita desarrollar de manera más correcta el funcionamiento de nuestra propia Confederación.

Se trata de activar así, una herramienta de trabajo común como el DIGIRUP y dar operatividad a la web de proyectos de la Red Euroafricana de Municipios en relación con los hermanamientos previstos o que se puedan prever, identificando así las buenas prácticas de cooperación. 

Para éste y otros proyectos pendientes se hace fundamental la búsqueda de líneas de financiación que posibiliten la buena marcha de la sostenibilidad de la CMU, y una de ellas es la de habilitar que desde el nivel local y estatal se garanticen fondos directos que incorporen también ayudas desde nuestras respectivas comunidades autónomas o gobiernos regionales.

La promoción y presentación de proyectos europeos a través de la Red Euroafricana de Municipios como es el caso de la próxima convocatoria  MAC-INTERREG; la promoción y presentación de proyectos a  Interreg Atlantic Area;  Interreg Europa e Interreg Caribe y a la convoctoria también de URBACT (European exchange and learning programme promoting sustainable urban development.); ERASMUS+ (Programa de Educación, Formación, Juventud y Deporte) 2014-2020; la convocatoria COSME (Mercado interior, industria, emprendimiento y PYMES) y la participación en jornadas, asambleas y Open Days para buscar potenciales socios posibilitarán si duda alguna este objetivo económico que para nosotros debe ser prioritario.

La ampliación de la CMU con la creación de un lobby fuerte con las RUP francesas, el impulso de las relaciones institucionales establecidas y también la participación en las asambleas anuales de municipios y regiones del resto de Europa nos encaminarán a la creación de planes de trabajo con las administraciones europeas incluyendo la propia presidencia de la Comisión y otros organismos, que posibiliten y confirmen la financiación precisa de manera directa para nuestra Entidad.

Como apuntaba anteriormente, existen compromisos pendientes que desde el primer momento debemos impulsar para garantizar una mayor eficacia y eficiencia de la CMU y ello pasa por la modificación de nuestros estatutos y por redefinir artículos relacionados con los socios de pleno derecho, asociados, perdida de la condición de socio, mandato del vicepresidente, establecer unas cuotas y prohibir el desempeño de funciones para aquellos socios que tengan retrasos en sus pagos; formalizar las renuncias de los mismos o incluso establecer una estrategia para que la AMG (Asociación de Municipios de Guadalupe) no salga de la CMU y se trate también  de recuperar a los socios de Martinica y Guayana.

No podemos olvidar el establecimiento de un plan de captación de nuevas asociaciones para tratar de integrar como miembros de la CMU también a las asociaciones de municipio de Reunión, Mayotte y Saint Martin.

La Federación Canaria de Municipios (FECAM) está plenamente convencida de que la CMU es un organismo necesario para nuestras regiones con respecto a Europa y al Mundo. Como presidente de la misma muestro en nombre de los ayuntamientos de nuestro Archipiélago el orgullo y la satisfacción de poder presidir en estos momentos el Consejo de Administración de la CMU.

Reforzar política e institucionalmente nuestra Confederación será positivo para todos, de tal forma que así, tendremos la capacidad a través del dialogo de determinar cuáles son nuestros problemas comunes en base a nuestras propias peculiaridades englobándolos en proyectos determinados de planes conjuntos que incorporen asuntos como el de la insularidad, la doble insularidad, los transportes, las ayudas públicas, la formación, la resilencia y otros muchos.

Con el esfuerzo de todos, lo iremos consiguiendo.

Muchas gracias.

Manuel Ramón Plasencia Barroso

Presidente del Consejo de Administración de la CMU (2017)

 

Acceso Intranet